Parche Congresual

Después de la debacle electoral del 20 de noviembre que demuestra la inexistencia, en nuestro partido, de suelo electoral parecía lógico que se abriese un proceso de renovación ideológica, estatutaria y de personas. Este proceso se hubiera realizado mediante la dimisión del secretario general José Luis Rodríguez Zapatero quedando el partido en manos de una Gestora, esta hubiera convocado un Congreso Extraordinario Federal en el que se hubieran discutido los estatutos y la ponencia ideológica y posteriormente se hubiera convocado un Congreso Ordinario en el que hubiéramos podido elegir al nuevo Secretario General.
 
Sin embargo, esto no ha sido así. Zapatero sigue al frente del Partido Socialista Obrero Español y el Congreso esta convocado para principios de febrero, con un doble objetivo: perpetuar un modelo cuyo fracaso ya se ha demostrado e impulsar, de algún modo, al Partido Socialista Andaluz en sus elecciones autonómicas. Este Congreso, es utilizando un símil con el ciclismo, un nuevo parche cuando lo que hace falta es cambiar la cámara.
 
Los ideólogos de este “parche”, creen que no es necesario realizar grandes cambios para que la sociedad vuelva a prestarnos su confianza, que este pésimo resultado electoral es algo circunstancial. Se olvidan de, o directamente no saben, hacer autocrítica y confían en que nuestro partido saldrá adelante por que “tiene más de 130 años de historia”. Lamentablemente, los dirigentes del Partido Socialista Italiano pensaron y actuaron de la misma forma y su partido acabó por desaparecer. Esperemos que en este caso la historia no se repita.

en el blog Pablo Vega Costa